Eventos en Galiza

A+ A A-

Petos de ánimas

PETO DE ÁNIMAS

 
 
    Los petos de ánimas son una de las manifestaciones materiales del culto a los muertos, de la devoción de las ánimas; no deja de hablarnos de las ideas muy profundas en la mentalidad gallega sobre la vida y la muerte.
   Afirman los historiadores y etnógrafos que el peto de ánimas surge después del siglo XVI, en la situación político-religiosa de la Contrarreforma, es entonces cuando aparece la idea del Purgatorio.
 
        
 
 
     Según Castelao: “A nova devoción suprímeo a idea de castigo eterno”.
 

     A mediados del siglo XVII, Galicia ya había dejado de pensar en el Infierno para que se entregue de lleno la idea del Purgatorio, del que sus muertos queridos podían salvarse a fuerza de oraciones y buenas obras.
 
     La finalidad de estos elementos populares es la de ofrecer ofrendas de todo tipo (flores, cera, patatas, maíz, pan, aceite ...), a las ánimas que no encuentran descanso en el Purgatorio, para que alcancen la felicidad en el Cielo; una vez liberadas intercederán por quien hizo la ofrenda, y daban dinero para que el cura lo administrara y dijera misas por los difuntos.
 
     Los retablos de las ánimas, los petos en que se pide la limosna durante la misa y las obras de cantería son manifestaciones de culto a las ánimas.
 
     El estilo artístico , de cantería se define como "popular"; los devotos conocían perfectamente las formas y colores que querían y no le pedían al cantero artesano otra cosa que hacer la obra encargada con su mejor habilidad.
 
Los petos unen arquitectura y escultura, y su estructura se divide en tres partes:

- Infraestructura arquitectónica básica
- Una cavidad que similar a una capillita que ocupa el eje central y superior (buqueira).
- Una cavidad casi siempre en la base de la capillita, tapada con una lámina de hierro y un agujero para meter las ofrendas (Alxibeira).

 
 
PETO DE ÁNIMAS DE ANGOARES
 
 
PONTEAREAS
 
 
 

Tagged under: ánimas, parroquias,

No item found!

PROXECTO TERRA - MAPAS

PROXECTO TERRA